Reseñas

Reseñas
⭐⭐
⭐⭐⭐⭐
Valores y Reinos
⭐⭐
Valores y Reinos
⭐⭐
El Héroe de las Eras
⭐⭐⭐
El Pozo de la Ascensión
⭐⭐⭐⭐
Más extraño que un fanfiction
⭐⭐⭐

viernes, 1 de junio de 2018

Reseña: Imperio de Tormentas de Sarah J. Mass


Título: Imperio de Tormentas
Título original: Empire of Storms
Autora: Sarah J. Mass
Editorial: Alfaguara (PRHGE)
ISBN:  9786073156042
☆ (3.5)

LOS REINOS ESTÁN A PUNTO DE COLISIONAR
El largo camino al trono apenas comienza para Aelin Galathynius, pues la Guerra se cierne en el horizonte. Se han roto y se han comprado lealtades, se han ganado y perdido amistades, y quienes poseen magia se oponen a quienes no.
Con el corazón comprometido al príncipe guerrero a su lado, y habiendo jurado fidelidad a la gente que está resuelta a salvar, Aelin hurgará en las profundidades de su poder para proteger a aquellos que ama.
Pero a medida que los monstruos emergen de los horrores del pasado, y las fuerzas oscuras se preparan para reclamar su mundo, la única posibilidad de salvación reside en una búsqueda desesperada que podría marcar el fin de todo lo que Aelin ama en la vida.
The Assassin's Blade | Trono de Cristal | Corona de Medianoche | Heredera de Fuego | Reina de Sombras  Imperio de Tormentas | Tower Of Dawn Kingdom of Ash
¡Hola! ¿Cómo están? Espero que estén muy bien. Hoy les traigo la reseña de Imperio de Tormentas, la quinta parte de Trono de Cristal. Como algunos sabrán, tengo una relación de amor/odio con esta saga y con la autora. Pero como soy una masoquista, sigo leyendo porque deseo saber que va a pasarle al mundo con toda esta guerra que parece no acabar nunca. Antes de empezar, les recuerdo que esta reseña tendrá spoilers de los libros anteriores.

Tras los acontecimientos en el libro anterior, Imperio de Tormentas sigue las aventuras peligrosas de Aelin Galathynius y su corte (Rowan, Aedion, Lyssandra y la pequeña Evangeline) quienes se dirigen al reina Terrasen para reclamar el trono de la princesa Aelin y salvar al mundo del malvado Erawan, el rey Valg.

Sin embargo, las cosas se complican cuando Aelin no recibe el apoyo de los Lords de Terrasen por lo que se ve obligada a buscar por ella misma otros ejércitos que la apoyen en esta guerra y de paso encontrar la última llave y el candado para detener de una vez y por todas a Erawan.

Mientras tanto, Elide Lochan sigue en la búsqueda de su reina, Aelin, para acompañarla y ayudarla en lo que pueda. Pero al mismo tiempo tenía que cumplir con una misión que Lady Kaltain le encomendó antes de morir: entregarle a Celaena Sardothien una piedra extraña. Durante el camino, se encuentra con alguien que la ayudará en su viaje.

Hasta aquí llega el resumen sin spoilers. En cuanto a mi opinión, empezaré con lo negativo para terminar la entrada con algo positivo del libro. Si han leído la reseña de Reina de sombras sabrán que tuve muchos problemas con el desarrollo de los personajes mientras que la historia de la guerra es increíble. En esta ocasión hubo alguna mejoría, pero la autora se empeñó en meternos a fuerzas el romance que, en mi opinión, es lo que me disgustó de libro.

A ver, antes de que me fusilen déjenme explicar. Desde que leí Heredera de fuego amo con todo mi corazón a Rowan y lo shippeo totalmente con Aelin, pero no me gustó su desarrollo en Reina de sombras. Pasó de ser un poderoso príncipe hada a un adolescente con las hormonas alborotadas. Esta vez, el personaje recuperó un poco su esencia mostrando todo el poder que tiene y demostrando porqué es peligroso. Pero románticamente hablando siento que fue decepcionante.

La relación entre Aelin y Rowan en este libro ugh... me hizo rodar los ojos en muchas ocasiones. ¡Es que no dejan de tener sexo! Okay, entiendo que se aman y quieren estar juntos el mayor tiempo posible, pero caramba... Incluso en situaciones peligrosas, donde hay guerra; se separan del grupo a darse besuqueos a más no poder. Estas escenas fueron tan, pero tan random que me sacaba de quicio.

Esto también sucede con las demás parejas que se han ido formando a lo largo del libro. Específicamente entre Dorian y Manon. Les juro que esta pareja ha sido lo más forzado que he visto en mi vida. Desde el libro anterior ya se nota que terminarían estando juntos y esperaba que se formara con lentitud pero no ha sido así. Es que no siento la química que supuestamente siente Dorian hacia Manon o viceversa.

Aedion y Lyssandra fueron los más decentes y realmente me gustó mucho la evolución que tuvieron como pareja porque se toman las cosas con calma. Especialmente ante una guerra, ellos disfrutan sus momentos cuando tienen que ser, no como otros...

También se forma una nueva pareja que me sorprendió y no diré quienes son, La verdad es que me gustó un poco dado a las circunstancias en que se conocieron, pero me sorprendió mucho la actitud desafiante y autoritaria de la chica que no se dejaba someter por el ni por nadie. Espero que en el último libro tengamos más escenas con ellos y que su relación se profundice más.

El ritmo se parece mucho al de Heredera de Fuego. Al principio es muy lento y me costaba seguir el hilo de la historia porque sentía que era el mismo patrón de siempre. Es decir, no había nada innovador y a veces quería soltar el libro cada vez que había una escena romántica entre Aelin y Rowan porque me asquearon. Ya luego en la segunda parte se pone super buena porque sentí que la trama avanzaba. Hay muchísima acción y las peleas son muy intensas porque presientes que algo grave va a pasar y que luego terminarías llorando en posición fetal.

Además de todo esto, otra cosa que no me gustó para nada es la ausencia ABSOLUTA de Chaol. Joder, después de lo que le sucedió al fina de Reina de sombras y ¿NO TENEMOS NI UN SOLO CAPÍTULO DE ÉL? ¡NO LO ACEPTO! Sí, desde antes de comenzar el libro ya estaba consciente que Chaol no salía porque algunas amigas me aclararon que su historia se explica en Tower of Dawn. Por lo que me tocará comprarlo para saber que diantres pasará con él y su problemita...

Bueno ya dejaré de ser tan hater y procedo a explicar lo bueno que tiene el libro (de los cuales ya les adelanté algunos) Pero lo más brutal de libro son ¡LOS PLOT TWIST! Aquí se explican muchas cosas. Entre ellas, el origen de las llaves de Valg y varios secretos que me dejó totalmente atónita. No me esperaba ninguna nada de eso y menos la confesión de Elena y lo que conlleva acabar con Erawan. Estuvo muy bueno, pero ahora siento algo de temor por como terminaría la guerra.

Otra cosa que me gustó que incluyeran a un personaje que aparece en la precuela aunque no conociera para nada su historia porque todavía no he leído el libro. Pero siento una envidia de solo imaginar la sensación de aquellas personas que sí lo leyeron y quedaron emocionados por esa sorpresiva aparición. Debí leer antes la bendita precuela, pero ni modo.

Ahora terminaremos con el asombroso y doloroso final que Sarah J. Mass siempre hace al final de sus libros. Debo confesarles algo: por desgracia y como siempre me pasa, me comí el spoiler de lo que sucedería. Por lo tanto me yo misma me arruiné los momentos de esas últimas páginas que han sido muy intensas. No obstante, eso no quita que haya estado genial. Admito que estuvo lleno de sentimientos y me dio muchísima pena la situación en que se encontraba Aelin. ¡ODIO A MAEVE!

En conclusión, Imperio de Tormentas es un libro que tiene sus buenos momentos, pero también los malos momentos. Es el tipo de libro que lo puedes amar porque tiene muy buenas cosas, pero al mismo tiempo odiar porque las malas no dejan de aparecer desde el primer instante. Eso sí, admito que me tiene obsesionada porque no puedo dejar de leerlos ya que quería saber todo este rollo de lo sobrenatural que apareció desde el primer libro. Ahora lo sé, tardé cinco libros en saber todo y ahora solo me faltan dos para terminar la historia...



Desde que publicó su primera novela a los 16 años, logró la atención de  miles de fans en internet, que han seguido fervorosamente a los largo de su serie Trono de Cristal, compuesta hasta el momento por cuearto entregas en español: Trono de cristal, Corona de Medianoche, Heredera de Fuego y Reina de Sombras. Bloguera actuva, a Maas le encantan los cuernos de hadas, pero siempre se han identificado más con elguerrero que con la damisela que necesita ser salvada. Nativa de Nueva York, en la actualidad Sarah vive en Pensilvania con su esposo y un perro.