Reseñas

★★★
★★★★★
★★★
★★★★★
★★★
★★★
★★★★

viernes, 25 de mayo de 2018

Reseña: El Héroe de las Eras de Brandon Sanderson



Título: El Héroe de las Eras
Título original: The Hero of Ages
Autor: Brandon Sanderson
Editorial: Nova (Ediciones B)
ISBN: 9788466658911


Durante los últimos mil años han caído las cenizas y nada florece, los skaa han sido esclavizados y han vivido sumidos en un miedo inevitable. Durante mil años, el Lord Legislador ha reinado con un poder absoluto gracias al terror y a la omnipresente magia de la «alomancia».

Kelsier, el Superviviente, el único que logró huir de los Pozos de Hathsin, encuentra a Vin, una pobre chica skaa con mucha suerte. Los dos se unen a la rebelión que los skaa intentan desde hace mil años y que por fin consigue acabar con el Lord Legislador. Pero matar a éste ha sido la parte sencilla. El verdadero desafío será sobrevivir a las consecuencias de su caída.
El Imperio Final El Pozo de la Ascensión | El Héroe de las Eras
¡Hola! Hoy les traigo la reseña de El Héroe de las Eras, el tercero de Mistborn. Muchos sabrán cuanto he amado y disfrutado de esta historia que empecé el año pasado y finalmente este viaje asombroso viaje ha terminado. Bueno, no exactamente. Porque hay una nueva trilogía "spin off" que continúa la historia, pero necesito un tiempo para asimilar TODO lo que ha ocurrido.

Creanme, no ha sido nada fácil escribir esta reseña porque aun estoy en shock, adolorida y en negación. Eso sí, antes de continuar deben saber que tiene SPOILERS de las secuelas anteriores y si no lo han leído NO LEAN esta reseña que les puede arruinar todo, por favor. ❤︎

El Héroe de las Eras es la última parte de la trilogía Nacidos de la bruma (Mistborn). El libro empieza un año después de los acontecimientos de El Pozo de la Ascensión con Elend convertido en un alómantico nacido de la bruma como Vin. Ambos están consciente del enemigo a que se enfrentan no es para nada fácil vencer. Después de todo, ¿cómo se puede matar a un Dios inmortal?

Vin y Elend ahora están casados y juntos luchan para mantener a Luthadel a flote. No puedo explicar mucho, pero si en la segunda parte hubo un gran crecimiento en ambos; en éste se nota mucho más. Los dos no se parecen PARA NADA al Vin y Elend del primer libro. Especialmente Elend, quien pasó de ser un idealista a un guerrero dominante, pero aun así mantiene su esencia.

Lo que más me ha encantado es que no solo hay una gran evolución con los protagonistas, sino también con los viejos personajes secundarios. Ninguno son los mismo que vimos en el primer libro por lo que se nota que el trabajo que le ha puesto el autor con ellos y que no solo estén ahí por estar. Todos tienen un propósito y se entrelazan entre sí sin dejar un hueco forzado.

En estas nuevas circunstancias volvemos a tener como protagonistas a Vin y Elend. Sin embargo, contaremos con otros POVs de varios personajes de los cuales diría que casi son protagonistas. Se trata de Fantasma, un joven que aparece en el primer libro como miembro de la banda de Kelsier. Mientras que en en los libros anteriores el apenas aparecía, esta vez toma un impresionante papel muy importante para la historia. También está OreSeur, el kandra que se hizo muy cercano a Vin. El tiene una misión importante que deberá completar para cumplir la profecía del El Héroe de las Eras. Si leyeron mi reseña del segundo libro, ya saben que me encantó la relación que se formó entre nuestra alómantica y él y por eso no me ha gustado que apenas los dos hayan estado en el mismo escenario.

Por supuesto, mi querido Sazed no puede quedar atrás. Desde el principio ha sido uno de mis personajes favoritos de todos los tiempos. Este Sazed es muy distinto al de los otros libros porque es un alma en pena y está roto por dentro desde la muerte de su amada que siente que su vocación ya no tiene ningún sentido y que todas las cosas en el que él creía están llenas de falsas esperanzas. Lo que no me gustó es que terminaron dándole tanto protagonismo que ya me olía lo que sucedería con el al final del libro.

A pesar de todo esto, el libro me ha encantado aunque lamentablemente no se ha ganado las cinco estrellas por varias razones. Primero los personajes nuevos como Beldre, un personaje plano sin gracia, predecible y es un relleno puro para ser pareja con otro de los secundarios viejos. También hay momentos muy aburridos, cosa que sucedió en la secuela anterior, pero con la diferencia de que en esta ocasión han llegado a ser PREDECIBLES.

Además, los típicos pequeños extractos de información que aparecen antes de cada capítulo te dan spoilers de lo que sucederá en X capítulo debido a que nos dejaban "pistas", pero nos la da completa y en el capítulo es una extensión de la explicación. Incluso me he llegado a confundir muchas veces porque ocurre muy deprisa al punto de perderme con las informaciones y tener que volver  a leer el párrafo como tres veces.

Ese final...Dios ese final de la hostia es una patada en el estómago. Si en El Pozo de la Ascensión fue doloroso, éste es PEOR. Aun sigo sin poder creer lo que pasó. Todavía me duele de solo pensarlo. Les juro por mi vida entera que esa noche no podía dormir pensando en esto. Me quedé como tres horas acostada mirando el techo sin poder digerirlo.

Me pregunto, ¿POR QUÉ? Hasta cierto punto puedo entender lo de Kelsier, ¡¡PERO NO A _______!! Obviamente no diré que coño ha pasado. ¡Solo diré que NO ES JUSTO CARAJO! El autor hizo que sintiera odio hacia ________ en el primer libro, amarlos en el segundo Y ADORARLOS en esta parte PARA QUE DESPUÉS ME ROMPA EL CORAZÓN EN MIL PEDAZOS. ME NIEGO A ACEPTAR ESTE FINAL!!! *se va a llorar y leer fanfiction con finales alternativos, si es que las hay*

En fin. A pesar de todo el dolor, admito a regañadientes que ese final cumple con todas las expectativas. En serio, el final es fantástico ya que hace que todo lo que ha pasado desde El Imperio Final tenga sentido. Los nuevos metales, la voz de Reen en la cabeza de Vin, las acciones de la madre de Vin, el verdadero uso del Atium, la explicación del porqué El lord Legislador era un tirano, la existencia de esas criaturas extrañas que él mismo creó. TODO esos detalles que en primera instancia parecen no ser importante, pero al final sí que lo es. 

En conclusión, El Héroe de las Eras es un libro que me gustó mucho por todos los inesperados giros argumentarles, pero a la vez me ha decepcionado como final de la trilogía. La historia en general lo recomiendo muchísimo por todo el sistema mágico, la construcción del mundo y como al terminar te das cuenta que el autor es un puto genio al hacer todas esas conexiones que provocan una explosión mental.

Brandon Sanderson creció en Lincoln, Nebraska. Vive en Utah con su esposa e hijos y enseña escritura creativa en la Universidad Brigham Young. Su primera novela publicada, Elantris (Nova, 2006), fue recibida por el público y la crítica como una interesantísima renovación del género de la fantasía. También ha publicado una brillante trilogía: Nacidos de la Bruma (Mistborn), formada por El imperio final (Nova, 2008), El pozo de la ascensión (Nova, 2009) y El héroe de las eras (Nova, 2010), junto con la precuela, Aleación de Ley (Nova, 2012), donde asienta las bases de su imaginario alomántico en un mundo de bruma y cenizas.

Tras El aliento de los dioses (Nova, 2012), una obra de fantasía épica en un único volumen en la línea de Elantris, Sanderson inició con El camino de los reyes la primera parte de una magna y descomunal decalogía, El Archivo de las Tormentas, de la que Palabras radiantes es la segunda parte. Los últimos títulos publicados por Nova son su aclamada novela Steelheart, primer libro de la Trilogía Reckoner, Infinity Blade (la Espada Infinita): Redención y El Rithmatista.