Reseñas

martes, 27 de diciembre de 2016

Reseña: Moriré besando a Simon Snow de Rainbow Rowell

Moriré besando a Simon Snow | Rainbow Rowell




Simon Snow es el mago más poderoso del mundo, tiene diecisiete años y es el Elegido, el único que puede salvar su mundo. 

La verdad: Simon es el peor Elegido que nadie podría haber elegido. 

Al menos eso es lo que dice Baz, su némesis. Y Baz será malvado y un vampiro y gilipollas, pero aquí tiene razón. 

La mayor parte del tiempo, Simon ni siquiera puede controlar su magia, ¿y tiene que salvar el mundo?



Imagino que muchos sabrán, especialmente los que siguen a Rainbow Rowell, de donde ha surgido este libro. Para los que no, Moriré besando a Simon Snow, mejor conocido en inglés como "Carry On" está basado desde el otro libro de la misma autora, Fangirl, que se trata de la historia de Cath quien escribe fanfiction sobre un personaje famoso llamado Simon Snow. Digamos que Simon Snow es equivalente al Harry Potter de nuestro universo. También es importante que sepan que este libro, no es la misma historia en el que Cath estaba escribiendo. Sino de la propia autora.

Uno de los protagonista principales es, Simon Snow, un mago que está cursando su último año en el colegio de magia Watford. También es el elegido para acabar la guerra, pero es muy torpe ya que sus hechizos casi siempre salen mal. Pero está decidido a terminar su último año bien sin ningún problema. Pero todo le sale mal,  1- El Hechicero lo ignora a pesar del enfrentamiento con el Humdrum que ocurrió al final del año pasado con su mejor amiga Penny. 2- Su novia, Agatha, termina con el y 3- El supuesto vampiro Baz, su compañero de cuarto y némesis, no ha llegado al colegio y sospecha que está tramando algo (otra vez) en su contra.

No estaba muy segura de leer, pues al ser una referencia y homenaje de Harry Potter, temía leer lo mismo y no disfrutarlo. Una amiga me los recomendaba totalmente, les juro que parecía un chicle pegado a mi. Su actitud era de: Debes leerlo sí o sí. Te juro Astrid que no te vas a arrepentir. Leelo o termina nuestra amistad. Así que, le tenía mucha curiosidad por lo que aproveché y di con este libro gracias a la editorial Peguin Random House

Al inicio es una lectura algo lenta porque tiene que mantener al lector al tanto de lo ocurrido en el pasado durante los 7 años, que equivale a 7 libros que no existen. Es debido a eso que en esa primera parte del libro no sucede gran cosa, más bien aprendes sobre el mundo que Rainbow Rowell creó y su sistema mágico (que es muy, pero muy distinto al de Harry Potter).  La trama arranca una vez que Baz❤ reaparece en el Colegio y habrá todo tipo de tensión entre el y Simon. 

Una cosa que me llamó la atención del sistema mágico fue el estilo de los hechizos. En este mundo los magos no utilizan aquellos hechizos en idiomas antiguos o inventadas, sino en letras, refranes y poemas combinados. Ejemplo: Más leña al fuegoY moría de risa cada vez que leía un hechizo tipo: sana, sana, culito de rana. 

El libro está contada en varias voces, en Simon, Penelope, Baz, El Hechicero, Agatha y otros personajes misteriosos en el que no sabes de que va hasta que llegues en las ultimas páginas. Me agradó leer las diferentes perceptivas de cada personaje, excepto a Agatha. A pesar de su evolución al final del libro, me ha disgustado y realmente nunca pude conectarme y decir:  mmm, la comprendo. 

Adoré a Penny y su amistad con Simon. Ella siempre le fue muy leal, y me ha recordado a mí en plena adolescencia cuando le decía que se escaparan juntos del mundo mágico, a su vez alejarse de Humdrum y de todos los problemas. Por último, amé y reí un montón al leer los pensamientos sarcásticos de Baz (ganó mi corazón), y de como nos confiesa su amor hacia Simon (OMG).

Acerca de la pareja, desde que leí Fangirl, he shippeado a Simon y Baz como no se lo imaginan. Pero en este libro la relación se desarrolla de manera forzada, al menos así lo sentí. Al comienzo de la lectura, tenemos a Simon quien tiene novia, Agatha, pero en un abrir y cerrar de ojos es gay o bisexual, (ni el lo sabesi hubieran profundizaran los pensamientos de Simon al respecto, estaría mejor. 

Cabe recalcar que no encontré ninguna similitud entre Simon y Harry, Baz y Draco, a pesar de estar inspirado en ellos. Me alegró mucho este detalle porque pude separarlos. No me maten, pero no soy fan de Drarry sino de Dramonie.

Como lector, sabemos quienes son los verdaderos padres de Simon. Pero Simon nunca lo hace a pesar de tener a uno de ellos de frente todo el tiempo. Una parte de mí, entiende que es mejor dejar atrás el pasado y que sería mejor dejarlo como un misterio. La otra, pues porque sabe que es lo justo, me dio ansiedad saber que Simon jamás lo sabrá.

Lo mejor, el mensaje principal que la escritora quiso transmitir: aceptarse a si mismo tal como eres y ser feliz con la vida. Aveces que la vida nos da giros inesperados, y nos toca vivirla aunque no sea como lo hayas imaginado.

Sin importar que, debemos seguir adelante (Carry On)ser positivo y feliz con nuestro alrededor. Amistad, amor, compañía. Todas esas características la podemos apreciar en los personajes. Penny apoyando a Simon en las buenas y en las malas. Baz aceptándose como vampiro, pero tiene a su familia y a Simon. Simon se acepta como gay y otra cosita más que no mencionaré. Todo esto nos lleva al amor.

Les juro que al acabar el libro me ha dejado con una sonrisa y quería más. Aunque para mí, haya sido un final perfecto, quiero más de Simon y Baz ❤.

Si nunca has leído LGBT, este libro es perfecto para comenzar. Lo recomiendo totalmente. A pesar de algunas referencias que tiene hacia Harry Potter, es una lectura que disfruté mucho y lo mejor es que se lee en un suspiro sin importar la cantidad de páginas.